lunes, 6 de marzo de 2017

BRIVIESCANOS FAMOSOS POR UN DÍA, EN EL DIARIO LA RIOJA. MEDIA MARATÓN DEL CAMINO. 05/03/2017.



      Este pasado domingo 05 de marzo, se celebró la Undécima Media Maratón del Camino; veintiún kilómetros, uniendo las localidades riojanas de Nájera y Santo Domingo de la Calzada, por el Camino de Santiago.
Y como es habitual, atletas de nuestra ciudad, Briviesca, corrieron la prueba; que sepa yo, fueron un total de nueve, y diez, si contamos un hermano, de estos corredores, que vive fuera.
Y hubo, por parte de el Diario la Rioja, tres mini-noticias que aludían a corredores briviescanos:

- Ángel Árce, Oscar Padrones y Daniel González; que corrieron el último kilómetro y medio, descalzos.



- Roberto Calzada, ataviado con una camiseta de Bob Sponja.

                                               
- Félix González, que corría su cien media maratón.




Veamos el estupendo artículo de Diego Marín; del DIARIO DE LA RIOJA:

HÉROES ANÓNIMOS.

Diego Marín A.

La familia calceatense Rodríguez Andrés corrió al completo, igual que tres amigos de Briviesca que acabaron la carrera descalzos.

Hay algo poderoso en los corredores populares de fondo, esos que saben, que son más o menos conscientes de que nunca ganarán una competición. Ellos participan sin posibilidad de victoria, siquiera de podio en una categoría secundaria. Josune Antón, por ejemplo, fue la última persona que entró ayer en la meta de la XI Medio Maratón del Camino con un tiempo de 2.34.19. En esas más de dos horas pudo haber completado dos veces el circuito el ganador de la prueba, Pablo Mas (1.17.28). Por 16 segundos escapó del farolillo rojo el que fue penúltimo, Ricardo Mendi.

En últimas posiciones también llegó la alcaldesa de Logroño, Cuca Gamarra (2.17.16), acompañada de los concejales Pilar Montes y Jesús Ruiz Tutor. Hubo más corredores conocidos, refugiados en el parapeto del pelotón, como los exjugadores de fútbol Omar García, Edu San Ildefonso y Luis de la Fuente, el portavoz de la Plataforma por la Gratuidad del Parking del San Pedro, Iván Reinares; el director general del Club de Marketing de La Rioja, Eladio Araiz; el periodista Jairo Morga, el enólogo David González, el profesor de la UR Eloy Mata, el entrenador Alejandro Fernández, el veterano logroñés Goyo Ascacíbar (71 años) y hasta una japonesa, Miyuki Takamoto.
Entre todos, cerca de un millar de participantes en la prueba, a veces se encuentran historias singulares, como la de Ángel Arce, Óscar Padrones y Daniel González, de Briviesca (Burgos), quienes llegaron a Santo Domingo de la Calzada no sólo cansados sino, además, descalzos, con las zapatillas en las manos o colgadas sobre los hombros. «Lo hacemos siempre en los últimos dos o tres kilómetros de las carreras, para sentir el contacto de la naturaleza», justificó Ángel mientras su compañero Óscar soltaba un juramento al pisar una piedra enfilando ya la calle Mayor.


Otro corredor singular, aunque ya habitual, es el inglés afincado en Logroño Simon Dempsey, convertido en un 'malabarafooting man' fusionado con el color naranja de los Beer Runners, quien ayer optó por recorrer sólo los 8 kilómetros. Eso sí, como acostumbra, corrió al mismo tiempo que practicaba juegos malabares con mazas. «Llevo un tiempo sin entrenar, y como no me quería perder la carrera, porque le tengo un cariño especial, preferí hacer algo menos que el medio maratón», justificó Dempsey, quien hizo una marca de 39.37 minutos con dos caídas de mazas.
Félix Bienvenido, también de Briviesca, completó ayer su medio maratón número 100. Perteneciente al grupo Siro y a CCOO, es habitual de las carreras riojanas, ya que vivió diez años en Logroño. «¡Ahora el reto es llegar a las 200!», advirtió tras cruzar la meta.
 En familia corrieron los calceatenses Alberto Rodríguez, Carmen Andrés, Adrián y Héctor Rodríguez Andrés, padres e hijos del club Demanda Ciclos. «Cada uno hace lo suyo, aunque el pequeño (Héctor) y yo hemos ido juntos. Acostumbramos a hacer juntos duatlones y triatlones», explicó el padre.
Aunque llamaba la atención, había que fijarse bien para detectar la peculiaridad de Roberto Calzada, otro más de Briviesca, ataviado con mallas y camiseta de. ¡Bob Esponja! Él, que pertenece a la categoría Veteranos C. Pero tenía una razón: «Es el uniforme de mi club, el Club A Mi Bolita. Sólo soy yo». Incontestable. «Los niños me animan siempre», añadió.
 Hubo más singularidades, como las del grupo de participantes que corrió con las camisetas de apoyo a 'El Corredor Solidario', el riojano Rubén Zabala, que está recaudando fondos y apoyos para afrontar por segundo año consecutivo el Rioja Wine Ultratrail a beneficio de la Asociación Española de Lucha Contra el Cáncer en La Rioja. Verdaderos héroes. Anónimos que, al menos por un día, merecen reconocimiento.


- Y aquí tenemos el enlace original de la noticia:
http://www.larioja.com/deportes/mas-deportes/201703/06/heroes-anonimos-20170306005951-v.html

Karpov.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada